Antonio Luis Baena
Antonio Luis Baena
Antonio Luis Baena
Antonio Luis Baena

 

CANCIÓN DEL ÁNGEL QUE LLEGÓ CON

TARDANZA

 

¿Y ahora yo qué hago

si aquí ya no hay nada,

si aquí ya no hay nadie

para mi esperanza?

 

-Canta, canta, canta.

 

Yo canto y el canto

se me vuelve llanto.

 

-Vuela, vuela, vuela.

 

Yo vuelo y el vuelo

se me hace de hielo,

se me hace de nada

sobre la cabaña,

se me hace llorar

sobre el manantial.

 

¿Qué hago, mi Niño,

si he llegado tarde?

Un jilguero sabe

de tu despertar

y yo no sé nada.

 

(Y el ángel, rendido,

se quedó dormido;

y en sueños veía

que Dios le nacía

y acunaba el sueño

la Virgen María.)